Herramientas Personales
Secciones
La Jornada | Usted está aquí: Portada Recientes Miles de personas repudian en Valencia la represión de la policía contra los estudiantes
Acciones de Documento

Miles de personas repudian en Valencia la represión de la policía contra los estudiantes

Última modificación 23/02/2012 14:38
por Tania Molina

Madrid, 22 de febrero. Bajo el lema “Somos el pueblo. No el enemigo”, más de 10 mil personas se manifestaron este miércoles en Valencia para repudiar la represión policial contra estudiantes de secundaria y jóvenes que reclamaban una “escuela digna” y que se ponga fin a los recortes presupuestarios. Además, exigieron la dimisión de la delegada del gobierno central en la región, la conservadora Paula Sánchez de León, responsable de la brutal agresión policial contra los estudiantes, en tanto que el ministro español de Educación, José Ignacio Wert, caracterizó la movilización juvenil como “violenta” y “reaccionaria”.

Publicado el: 23 de febrero de 2012
Miles de personas repudian en Valencia la represión de la policía contra los estudiantes

Jóvenes se manifiestan en Valencia contra la violencia policial. Foto: Reuters

 

Armando G. Tejeda, corresponsal

Publicada el 23 de febrero en la versión impresa.

Madrid, 22 de febrero. Bajo el lema Somos el pueblo. No el enemigo, más de 10 mil personas se manifestaron este miércoles en Valencia para repudiar la represión policial contra estudiantes de secundaria y jóvenes que reclamaban una escuela digna y que se ponga fin a los recortes presupuestarios. Además, exigieron la dimisión de la delegada del gobierno central en la región, la conservadora Paula Sánchez de León, responsable de la brutal agresión policial contra los estudiantes, en tanto que el ministro español de Educación, José Ignacio Wert, caracterizó la movilización juvenil como violenta y reaccionaria.

Por séptimo día consecutivo las calles de la ciudad de Valencia se volvieron a llenar de gente indignada, la mayoría jóvenes que primero salieron a las calles para alzar la voz contra la precariedad educativa y que después de la represión policial también lo hacen contra el uso de la violencia para acallar las críticas al gobierno.

El movimiento, que ya se conoce como la primavera valenciana, ha sido respaldado en numerosas ciudades españolas, que en los últimos días han marchado contra una represión policial que se registró y difundió mediante videos subidos en la red y que no dejan lugar a dudas: agentes agreden a menores de edad y estudiantes que se limitaban a levantar las manos o sus libros mientras gritaban estas son nuestras armas.

Los días más duros de la represión fueron el jueves y el viernes pasados, siempre bajo la autorización de Sánchez de León y del ministro del Interior español, Jorge Fernández, del gobierno del conservador Mariano Rajoy.

A pesar de tener solamente dos meses en el poder, este gobierno ya ha provocado movilizaciones sociales multitudinarias y furibundas contra sus medidas, sobre todo contra la subida de los impuestos, la reforma laboral y ahora la represión de la disidencia a través de la policía antidisturbios.

Los manifestantes de Valencia gritaron consignas frente a la sede de la delegación del gobierno, sobre todo si no dimites, mañana volvemos, y los ya clásicos no tenemos miedo o si somos el futuro por qué nos dan por culo.

Los jóvenes y el conjunto de los manifestantes exigen la dimisión de la delegada para detener las movilizaciones diarias, que han colapsado la ciudad y tienen a las autoridades en vilo. Las protestas contra las medidas de ajuste continuarán este jueves.

Pero a pesar de que la propia delegada Sánchez de León intentó mostrar una imagen de diálogo, al recibir a las fuerzas parlamentarias de la región y a una comisión de estudiantes, el ministro de Educación, Wert, arremetió con dureza contra los jóvenes durante su comparecencia en el Congreso de los Diputados, en la que acusó al opositor Partido Socialista Obrero Español de estar detrás de las protestas estudiantiles y de apoyar las manifestaciones violentas.

Para poner más leña al fuego, la fundación ultraconservadora FAES –presidida por el ex presidente español José María Aznar– anunció la publicación de un libro del ministro José Ignacio Wert en el que fustiga al movimiento de los indignados, que serían el germen de la protesta en Valencia, al llamarlo reaccionario y violento, además de tener una mezcla de socialismo utópico, radicalismo político, con varias gotas de ignorancia y de simpleza. Incluso les acusa de tener un puntito soviético y una condición profundamente reaccionaria en buena parte de lo que proponen.

Your name is Anonymous User
Cualquier poder humano puede ser resistido y cambiado por los humanos.
Sitios relacionados
 

Copyright © 1996-2018 DEMOS, Desarrollo de Medios, S.A. de C.V.
Todos los Derechos Reservados.
Derechos de Autor 04-2005-011817321500-203.