Herramientas Personales
Secciones
La Jornada | Usted está aquí: Portada Recientes Mexicanos residentes en Berlin protestan por la visita de Peña Nieto
Acciones de Documento

Mexicanos residentes en Berlin protestan por la visita de Peña Nieto

Última modificación 12/10/2012 16:27
por Tania Molina

Berlín, 11 de octubre. Durante su primer encuentro con un jefe de Estado europeo en su condición de presidente electo, Enrique Peña Nieto habló hoy con la canciller alemana, Angela Merkel, sobre su proyecto de impulsar a partir del próximo primero de diciembre la competitividad y el crecimiento económico con el fin de generar más empleos en México, y pidió a su anfitriona explorar proyectos conjuntos para la generación de energías renovables y no contaminantes, así como intensificar los términos de intercambio en el contexto del tratado de libre comercio suscrito con la Unión Europea en 2000.

Publicado el: 12 de octubre de 2012
Mexicanos residentes en Berlin protestan por la visita de Peña Nieto

“El pueblo votó y Peña no ganó”, coreó un grupo frente al hotel en el cual se hospedó Enrique Peña Nieto, el día 11 por la noche. Imagen de un video de la acción (http://www.youtube.com/watch?v=yX1L16el-8c).

 

Rosa Elvira Vargas, enviada

Publicada el 12 de octubre en la versión impresa.

Berlín, 11 de octubre. Durante su primer encuentro con un jefe de Estado europeo en su condición de presidente electo, Enrique Peña Nieto habló hoy con la canciller alemana, Angela Merkel, sobre su proyecto de impulsar a partir del próximo primero de diciembre la competitividad y el crecimiento económico con el fin de generar más empleos en México, y pidió a su anfitriona explorar proyectos conjuntos para la generación de energías renovables y no contaminantes, así como intensificar los términos de intercambio en el contexto del tratado de libre comercio suscrito con la Unión Europea en 2000.

Peña Nieto definió esa reunión de positiva. “Sin duda abona a la buena relación y a la identificación de quienes tenemos responsabilidad pública y como jefes de Estado –la que habré de tener– de dos pueblos hermanos como son México y Alemania”, expuso en un mensaje a la prensa.

Dijo haber establecido, y dejado muy claro, su reconocimiento al liderazgo político de Merkel en el apoyo y resolución del problema por el que hoy atraviesa la comunidad europea, en el interés que planteé por (...) encontrar una solución pronta y que ello favorezca a la relación que México guarda con toda la Unión Europea.

El encuentro con Merkel, como se anticipó, fue privado y tuvo lugar en la sede de la cancillería federal. De ahí, y en un convoy de seis vehículos, Peña Nieto se trasladó al Rotes Rathaus (ayuntamiento rojo, por el color de las piedras con las cuales se edificó) de Berlín, donde se reunió también a puerta cerrada con el alcalde socialdemócrata Klaus Wowerewit, singular, entre otras razones, por su popularidad y aceptación y porque gobierna esta capital desde 2001, es miembro de la Cámara de Diputados de Berlín y vicepresidente de su partido. Peña Nieto lo conocía ya desde sus tiempos como gobernador del estado de México.

Y, como lo había anunciado en una gran manta Vanesa Hernández, una artista plástica mexicana radicada aquí, a las 18 horas se apostaron unos 150 manifestantes ante la sede diplomática mexicana en Alemania –un edificio construido en 2000 por los arquitectos Teodoro García de León y Francisco Serrano– y denunciaron como una imposición la inminente llegada de Peña Nieto a la Presidencia.

Integrantes de los colectivos México vía Berlín y #YoSoy132, portando carteles, máscaras e instrumentos musicales, lanzaron mensajes y montaron breves escenificaciones para expresar su rechazo al político priísta.

Anunciaron una manifestación similar y simultánea en Munich y advirtieron sobre movilizaciones del mismo corte, en los próximos días, en Madrid, Londres y París, las otras ciudades incluidas durante este gira del presidente electo.

Enrique Peña, quien no aceptó preguntas al presentarse ante los medios de comunicación, dijo haber recibido promesa de colaboración e intercambio en el tema energético de parte de Merkel, pues a México le interesa y necesita la experiencia de Alemania en la generación de energías renovables.

También dijo haberle compartido su visión –y en la cual encontró coincidencia– sobre la necesidad de seguir alentando el libre comercio de los países del orbe, de generar una arquitectura financiera que permita estabilidad económica (...) y haga posible una mayor apertura y presencia de productos de nuestro país en otras naciones.

Para Peña Nieto, el éxito de los vínculos entre los países parte de una buena relación e identificación entre quienes los gobiernan. Y habló entonces de su interés por estrechar la cooperación con Alemania en términos científicos, tecnológicos, académicos, culturales y artísticos.

Mañana, su último día en Alemania, el político priísta se reunirá con empresarios e integrantes del ámbito financiero en el Deutsche Bank, institución representada ahí por su director regional noreste en Alemania, Harald Eisenach. El acto será también cerrado a la prensa.

Antes de volar por la tarde a Madrid, Peña Nieto visitará, según información no confirmada, el famoso Museo de Pérgamo de esta capital.

Your name is Anonymous User
Cualquier poder humano puede ser resistido y cambiado por los humanos.
Sitios relacionados
 

Copyright © 1996-2018 DEMOS, Desarrollo de Medios, S.A. de C.V.
Todos los Derechos Reservados.
Derechos de Autor 04-2005-011817321500-203.