Herramientas Personales
Secciones
La Jornada | Usted está aquí: Portada Recientes La izquierda radical, segunda fuerza en Grecia
Acciones de Documento

La izquierda radical, segunda fuerza en Grecia

Última modificación 11/05/2012 17:04
por Tania Molina

Atenas, 6 de mayo. La coalición de la izquierda radical griega, Syriza, que se opone a las medidas de austeridad, se ubicó como segunda fuerza política en Grecia con 15.22 por ciento de los votos en las elecciones legislativas celebradas hoy, en las que el partido neonazi Chryssi Avghi (Amanecer Dorado) aseguró su entrada por primera vez al Parlamento al conquistar 6.7 por ciento de los sufragios. El electorado griego castigó a los dos partidos tradicionales: el derechista Nueva Democracia (ND) y el socialista PASOK, que apoyaron los planes de recorte impuestos por la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), al obtener 20.99 por ciento y 14.66 por ciento, respectivamente.

Publicado el: 7 de mayo de 2012
La izquierda radical, segunda fuerza en Grecia

Alexis Tsipras, líder de la coalición de la izquierda radical griega Syriza, saluda a partidarios en Atenas. Foto: Ap

 

Xinhua, Afp, Dpa y Notimex

Publicada el 7 de mayo en la versión impresa.

Atenas, 6 de mayo. La coalición de la izquierda radical griega, Syriza, que se opone a las medidas de austeridad, se ubicó como segunda fuerza política en Grecia con 15.22 por ciento de los votos en las elecciones legislativas celebradas hoy, en las que el partido neonazi Chryssi Avghi (Amanecer Dorado) aseguró su entrada por primera vez al Parlamento al conquistar 6.7 por ciento de los sufragios.

El electorado griego castigó a los dos partidos tradicionales: el derechista Nueva Democracia (ND) y el socialista PASOK, que apoyaron los planes de recorte impuestos por la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), al obtener 20.99 por ciento y 14.66 por ciento, respectivamente.

En las legislativas de 2009, ND obtuvo 33.5 por ciento y PASOK 43.9 por ciento.

Los resultados preliminares dados a conocer por el Ministerio del Interior muestran una fuerte reorganización del mapa político tradicional en el endeudado país.

Alexis Tsipras, presidente de Syriza, criticó los paquetes de austeridad aplicados por el actual gobierno y la línea de recortes defendida por la canciller federal alemana Angela Merkel.

La señora Merkel debe entender que el programa de ahorro sufrió una estremecedora derrota, dijo Tsipras, e indicó que su agrupación no colaborará con el ND ni con el PASOK, y afirmó que su partido está a favor de permanecer en la eurozona, pero pretende lograr una cancelación de las actuales deudas.

En estos comicios, Griegos Independientes (formación también muy crítica contra la política de recortes y nacida de una escisión de ND) consiguió10.2 por ciento de los votos.

Los comunistas del KKE, que apoyan la salida de la zona euro, lograron 8.29 por ciento, y el partido neonazi Chryssi Avghi llega por primera vez al Parlamento con 6.7 por ciento. En las legislativas de 2009, sólo obtuvo 0.29 por ciento de los sufragios.

El abstencionismo se ubicó en alrededor de 40 por ciento.

La votación tuvo lugar en medio de un alta tasa de desempleo y una creciente pobreza, lo que muchos griegos atribuyen a los partidos tradicionales.

Con los datos aportados por el Ministerio del Interior y de confirmarse esta tendencia, resultaría imposible repetir el gobierno de coalición entre ND y PASOK, que gobiernan desde noviembre de 2011, y apoyan la política de austeridad dictada por la UE y el FMI.

Antonis Samaras, presidente de ND, anunció su intención de formar un gobierno de coalición. Para ello puede llegar a necesitar de varios partidos, tanto en el ámbito de la izquierda como de la derecha, según algunos analistas.

El titular de PASOK, Evangelos Venizelos, pidió hacerse cargo de las consecuencias del programa de recortes, por lo que llamó a un gobierno de unidad nacional.

Según la Constitución, el jefe del Estado, Carolos Papoulias, debe encargar el lunes o martes al líder del partido ganador la formación de un gobierno. En caso de fracaso, podrá pedirlo a las dos formaciones con mejores resultados.

Para el 17 de mayo este proceso podría acabar con una reunión de todos los partidos en un último intento de formar gobierno, antes de una nueva convocatoria a las urnas.

Si un nuevo gobierno en Atenas no cumple con las promesas de ahorro hechas por el anterior, puede perder la ayuda exterior. La consecuencia podría ser la quiebra del Estado, de acuerdo con los expertos.

Unos 9.7 millones de griegos fueron convocados a votar por los 300 escaños del Parlamento. En total contendieron aspirantes de 32 partidos.

El Ministerio del Interior destacó que los comicios se celebraron sin mayores problemas.

Desde que estalló la crisis financiera, hace dos años, millones de griegos experimentaron una considerable reducción de sus ingresos.

El tema central de la campaña electoral fue el controvertido programa de recortes.

La troika de expertos de la Comisión de la Unión Europea, el Fondo Monetario Internacional y el Banco Central Europeo supervisa cada tres meses si Grecia cumple o no con lo acordado. La próxima fecha es en junio.

En el caso de que la troika tenga dudas, podría, como ya ocurrió, congelar o retener el pago de nuevos tramos de los créditos. Eso supondría una enorme presión para el sector bancario griego. También para la eurozona en su conjunto esto podría tener consecuencias negativas, estiman algunos expertos.

Your name is Anonymous User
Cualquier poder humano puede ser resistido y cambiado por los humanos.
Sitios relacionados
 

Copyright © 1996-2018 DEMOS, Desarrollo de Medios, S.A. de C.V.
Todos los Derechos Reservados.
Derechos de Autor 04-2005-011817321500-203.