Herramientas Personales
Secciones
La Jornada | Usted está aquí: Portada Recientes Al menos 780 mil desplazados por la guerra contra el narco, en 2010 y 2011
Acciones de Documento

Al menos 780 mil desplazados por la guerra contra el narco, en 2010 y 2011

Última modificación 18/09/2012 11:12
por Tania Molina

En el periodo de 2010 y 2011, entre dos y tres por ciento de la población mexicana mayor de 18 años (entre 780 mil y 2 millones 340 mil personas) se vio obligada a abandonar su comunidad de origen debido a la guerra contra el narcotráfico emprendida por el gobierno de Felipe Calderón, señalaron especialistas en el tema, durante el foro “Desplazamiento interno forzado ¿Crisis humanitaria en México?”, impulsado por #YoSoy132 y el Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad.

Publicado el: 17 de septiembre de 2012
Al menos 780 mil desplazados por la guerra contra el narco, en 2010 y 2011

Las actividades de 10 Días por la Paz y los Derechos Humanos iniciaron el pasado 12 de septiembre con un acto frente a la embajada de Estados Unidos en México. Foto: María Meléndrez Parada

 

Emir Olivares Alonso

En el periodo de 2010 y 2011, entre dos y tres por ciento de la población mexicana mayor de 18 años (entre 780 mil y 2 millones 340 mil personas) se vio obligada a abandonar su comunidad de origen debido a la guerra contra el narcotráfico emprendida por el gobierno de Felipe Calderón, señalaron especialistas en el tema.

Si bien en México el desplazamiento interno de personas es histórico, el fenómeno se ha intensificado por la violencia generalizada ocasionada por la estrategia federal de seguridad en su lucha contra el crimen organizado.

Fidel López, consultor de la Organización de Naciones Unidas (ONU) y coordinador de la mesa de desplazamiento interno del Instituto Mora, aseveró que quienes tienen que dejar sus lugares de origen enfrentan condiciones de penuria extrema y diversas violaciones a sus derechos fundamentales, como la pérdida de su patrimonio, cultura y lengua (en el caso de las comunidades indígenas); falta de empleo; escasez en el acceso a servicios básicos como salud, educación, alimentación y vivienda; y problemas económicos.

López afirmó que “la población más vulnerable es víctima de esta situación y se encuentra entre dos fuegos (el del crimen organizado y el de las fuerzas federales), por lo que se ve obligada a huir de sus territorios y dejar atrás su poco o mucho patrimonio, renunciando a sus raíces para salvaguardar su seguridad.”

La incapacidad que ha demostrado el gobierno federal para atender el problema, paradójicamente expone a los desplazados a ser cooptados por el crimen organizado, detalló López durante el foro “Desplazamiento interno forzado ¿Crisis humanitaria en México?”, impulsado por #YoSoy132 y el Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad.

Subrayó que este problema “es invisibilizado” por los gobiernos federal, estatales y municipales, por lo que no se puede avanzar en políticas públicas para resolverlo.

“La falta de reconocimiento del fenómeno y la ausencia de un marco normativo y la carencia de políticas publicas, generan escenarios de desplazamiento interno prolongado”, explicó el consultor de la ONU. Ello demostrado con el enfrentamiento gubernamental con los zapatistas en Chiapas, del que se estima aún existen 20 mil desplazados a 18 años de su origen.

Ricardo Reynoso, de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), señaló la necesidad de crear un registro nacional de desplazados que se relacione con el de víctimas del crimen organizado para poder elaborar un diagnóstico cuantitativo e identificar al sujeto social.

Lamentó que el tema aún no sea abordado sistemáticamente, inclusive desde la academia, pues éste merece un tratamiento más exhaustivo. Regiones de Chihuahua, Tamaulipas, Nuevo León, Michoacán y Guerrero, donde los niveles de violencia son permanentes, son los principales sitios expulsores de desplazados.

Por su parte, José Alberto Vera, académico de la Universidad Iberoamericana, afirmó que diversos análisis muestran que entre dos y tres por ciento de los mayores de 18 años se encuentran en esta situación.

En el foro se presentaron dos testimonios de personas que han sido víctimas de desplazamiento interno forzado. Julián Méndez, representante de 17 comunidades originarias de Ocosingo, Chiapas, refirió que son desplazados desde marzo de 1994 debido al conflicto armado en el estado.

“Estar en esta situación representa la separación de las familias, migración ante la falta de oportunidades, alcoholismo, pérdida de nuestros animales y patrimonio y, en algunos casos, hasta la presencia de enfermedades crónicas y trastornos mentales. A 18 años, estamos perdiendo nuestra cultura y nuestra lengua originaria”, aseguró Méndez.

Víctor Castillo, originario del municipio autónomo de San Juan Copala, Oaxaca, detalló cómo se logró la autonomía de esa cabecera, pero debido a los conflictos armados con otros grupos de triquis, se vio en la necesidad de abandonar su tierra. Indicó que la lucha de su pueblo por la autonomía ha generado una respuesta del gobierno estatal y agresiones que han dejado, de 2006 a la fecha, más de 35 asesinados.

Your name is Anonymous User
Cualquier poder humano puede ser resistido y cambiado por los humanos.
Sitios relacionados
 

Copyright © 1996-2018 DEMOS, Desarrollo de Medios, S.A. de C.V.
Todos los Derechos Reservados.
Derechos de Autor 04-2005-011817321500-203.