Herramientas Personales
Secciones
La Jornada | Usted está aquí: Portada Recientes “Nos mean y dicen que llueve”, claman en protesta multitudinaria en España
Acciones de Documento

“Nos mean y dicen que llueve”, claman en protesta multitudinaria en España

Última modificación 22/07/2012 11:35
por Tania Molina

Madrid, 21 de julio. Españoles desempleados volvieron a las calles este sábado para protestar contra las drásticas medidas de austeridad del gobierno encabezado por Mariano Rajoy, en medio de crecientes temores sobre la estabilidad financiera del país.

Publicado el: 22 de julio de 2012
“Nos mean y dicen que llueve”, claman en protesta multitudinaria en España

Miles de españoles volvieron a manifestarse para repudiar las medidas de austeridad impuestas por el gobierno. Foto: Ap

 

Afp y Xinhua

Publicada el 22 de julio en la versión impresa.

Madrid, 21 de julio. Españoles desempleados volvieron a las calles este sábado para protestar contra las drásticas medidas de austeridad del gobierno encabezado por Mariano Rajoy, en medio de crecientes temores sobre la estabilidad financiera del país.

En tanto el gobierno de Rajoy pidió de nuevo al Banco Central Europeo (BCE) que compre deuda española para tranquilizar a los mercados que desconfían del país ibérico.

El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, agregó que cada reforma que hace el gobierno se contesta con una bofetada en seco. García-Margallo también criticó este sábado a algunos especuladores que están empeñados en trasladar una falsa imagen de España con el único objetivo de ganar dinero en los mercados.

García-Margallo descartó que la economía española necesite un rescate. La prima de riesgo de España llegó este viernes a 610 puntos, lo que originó una situación muy delicada para financiarse en los mercados, de ahí que el titular de Exteriores reconociera la urgencia de colocar la deuda y que la situación es insostenible.

Mientras, varias centenas de personas que perdieron sus puestos de trabajo a causa de la recesión se concentraron frente al Museo del Prado, en Madrid, portando pancartas y cantando consignas después de una larga caminata, en algunos casos de hasta cientos de kilómetros.

Es una marcha larga, pero uno no se puede quedar en casa, dijo Rafael Ledo, de 31 años, quemado por el sol y caminando con la ayuda de dos bastones después de recorrer 500 kilómetros desde Asturias.

Hay que moverse, intentar movilizar a todos los desempleados de España. Somos casi 6 millones, señaló. Ledo lleva dos años sin encontrar empleo.

Los manifestantes tenían previsto marchar juntos hacia la céntrica Puerta del Sol, donde se concentran las protestas desde el año pasado. En esa misma plaza se manifastaron centenas de miles de personas el jueves en la noche en contra de la política de Rajoy, en una protesta pacífica que finalmente fue dispersada violentamente por la policía, que disparó pelotas de goma contra la multitud.

Las protestas de este sábado se producen en momentos en que las perspectivas económicas del país se oscurecen. El gobierno alertó el viernes que la recesión continuará en 2013, y las tasas de interés de los bonos soberanos españoles subieron a niveles alarmantes.

Una secuencia diaria de manifestaciones callejeras estalló después que el presidente Mariano Rajoy anunciara, el 11 de julio pasado, 65 mil millones de euros en recortes en salarios y subsidios para desempleados.

Los manifestantes afirman que los recortes afectan de forma desproporcionada a los más pobres y hundirán todavía más una economía devastada por la recesión.

Nos mean y dicen que llueve, se leía en una de las pancartas de la manifestación de este sábado. El paquete de recortes aumenta la tasa del IVA y reduce los subsidios de los desempleados a partir de los seis meses, de 70 por ciento del salario básico a 50 por ciento.

Es un poco la puntilla. A los que no trabajamos nos recortan el subsidio de desempleo, y suben el IVA para la gente que trabaja, lo cual merma su capacidad adquisitiva, se quejó Ledo. El viernes, el gobierno redujo su previsión del crecimiento económico para 2013 de 0.2 por ciento a menos 0.5 por ciento, en momentos en que el desempleo supera 24 por ciento.

El desempleo afectará a finales de 2012 a 24.6 por ciento de la población activa, frente a 24.3 por ciento esperado inicialmente, para reducirse en 2013 a 24.3 por ciento y caer a 23.3 por ciento en 2014, según las nuevas previsiones macroeconómicas presentadas por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. Bajo presión de las autoridades europeas, el gobierno español afirmó que no tenía otra opción más que adoptar el drástico plan de ahorro.

El viernes, la Comunidad Autónoma de Valencia pidió su adhesión al mecanismo creado por el gobierno español para ayudar a los gobiernos regionales a financiarse, con un máximo de 18 mil millones de euros. En respuesta, la bolsa de Madrid se desplomó 5.8 por ciento.

El plan de rescate diseñado por la zona euro para los bancos españoles, y definido por los ministros de Finanzas el viernes, tampoco restableció la calma. Los indicadores reflejan el temor de que el rescate de los bancos no sea suficiente para estabilizar las finanzas españolas, una preocupación central para el futuro de la zona euro.

La imagen de España es buena, lo que no es buena es la imagen que algunos especuladores en los mercados quieren trasladar para hacer dinero, puntualizó el ministro español, quien añadió que esta actuación debe ser contrarrestada por el BCE con una actuación decidida, pro europea, a través de la compra de deuda soberana española.

García-Margallo señaló que los fundamentos de la economía española son extraordinariamente sólidos, destacando de nuevo que España no necesita ninguna intervención. Alguien tiene que apostar por el euro y en estos momentos tiene que ser el BCE, dijo.

Your name is Anonymous User
Cualquier poder humano puede ser resistido y cambiado por los humanos.
Sitios relacionados
 

Copyright © 1996-2018 DEMOS, Desarrollo de Medios, S.A. de C.V.
Todos los Derechos Reservados.
Derechos de Autor 04-2005-011817321500-203.